Es un regalo especial para alguien muy especial. Personalízalo a tu gusto y haz que sea inolvidable.

Las iniciales o el nombre de tu bebé, su muñequico preferido y un sin fin de complementos que puedes añadir…

y como no, con las más bonitas flores.